miércoles, 5 de octubre de 2011

La medalla... y las apuestas


Mañana, a la una de la tarde, se conocerá el ganador del Premio Nobel de Literatura de este año 2011, que recibirá, como cada año, una medalla diseñada por Erik Lindberg, un diploma y un montante de 10 millones de coronas suecas.

La medalla de la Academia Sueca representa a un joven sentado bajo un árbol de laurel quien, inspirado por la Musa, escribe una poesía para ella. El nombre del autor galardonado estará grabado debajo de las figuras.

En la medalla aparece inscrito el verso 663 del sexto canto de La Eneida del poeta romano Virgilio Inventas vitam juvat excoluisse per artes que, traducido al castellano, vendría a significar algo así como Quienes ennoblecieron la vida descubriendo las artes.


Existen una serie de normas no escritas que nos dan pistas sobre quién puede ser el ganador. Teniendo en cuenta que el último afortunado fue Vargas Llosa (conocido novelista en habla hispana del continente sudamericano), las casas de apuestas se inclinan por pensar que el próximo Premio Nobel de Literatura será un poeta menos conocido por el gran público, de otro continente y otra lengua. En esta descripción encajan, a la perfección, el poeta sirio Adonis, el también poeta sueco Tomas Tranströmer o el trobador estadounidense Bob Dylan (sí, el cantante), que se cuelan en los primeros puestos de todas las apuestas. Otro de los grandes favoritos (favorito del público y no tanto de la crítica) es el escritor japonés Haruki Murakami.


Mañana saldremos de dudas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario